¡Bienvenidos al blog de pesca a Spinning en Menorca!

domingo, 31 de octubre de 2010

Sargos con artificiales...

Hace tan solo un par de años eran, para mí, una captura muy ocasional y aislada, y sin duda, siempre caían por casualidad. Normalmente venían prendidos de minnows de longitudes inferiores a 10 cm, casi siempre robados por uno o los dos triples.

Pero, al fin y al cabo estos espáridos también son depredadores, se alimentan de crustáceos como cangrejos, camarones, gambas, mejillones, navajas, etc. y al parecer también de peces; llegados este punto podemos deducir que si son depredadores, son susceptibles a ser pescados a spinning.

Por mi experiencia y repasando todos, o la mayoría de los que he pescado a spinning diría que en cuanto a su caza de otros peces son depredadores más bien oportunistas y que normalmente los peces que comen están heridos o moribundos, y es que siempre los he pescado con recogidas a base de muchos tirones cortos y rápidos, imitando un pez exhausto, agonizando.

Llegué a dedicarme a su pesca los días en que peces de mayor porte no aparecían. Siempre utilizando minnows de entre 3,5 a 7 cm en colores naturales y brillantes. Normalmente salían sargos de no más de 100g, con alguna captura excepcional llegando a los 300 o 400g.

Esto último era lo que creía que funcionaba mejor hasta la semana pasada, en la que nos adentramos en un pedrero poco frecuentado por pescadores de caña, y menos de spinning. El sitio pintaba bien, a lo mejor el mar incluso demasiado en calma.
Enganché un Kacoon Seabass color “Negro Láser” a la grapa y empezó el festival. Una infinidad de picadas se materializaron en obladas, una pequeño palometón, vacas y sobretodo sargos. Sargos de entre 500 o 600g hasta 1100g, este ultimo lo sacó mi compañero Lluis con un minnow de, si no recuerdo mal, más de 14cm. Impresionante, no salió ningún sargo de menos de medio quilo. En tan solo un par de horas llegaron a salir una docena de peces, algo por desgracia inusual por nuestras costas.


 Los mencionados Kacoon marcaron la diferencia. Llegué a sacar uno de los sargos con el Kacoon SP en color “Rojo/Oro”, un color totalmente antinatural, muy vistoso, ideal para los días con poca visibilidad.

Hemos encontrado un nuevo spot y sin duda volveremos.

2 comentarios:

Femés Elvira, dijo...

Muy buenas Sam!
Acabo de ver el blogg (delante de mis ojos, y yo perdiendomelo ;) ). Espero que lo disfrutes sobre todo, y que nos sigas divirtiendo con tan buenos relatos y fotos.
Ojalá más personas compartieran esta filosofia de pesca...

Por otro lado, la pesca de sargos con artificiales siempre me ha gustado, pero llevan ya unos meses algo remolones por aquí (cuestion del agua caliente). Se suelen tirar a todo, y no escatiman en tamaños...eso sí, en la espuma unicamente, mojandote, pasando frio y jugandote la piel. Al igual que las lulus, es una alegria su captura debido a la dificultad que suele entrañar por aquí.

Por cierto: has encontrado algún pez en el buche de los sargos? Aquí sólo llevan erizo y crustaceos...y me llama la atención que quizás se alimenten también de peces.
Muchos sargos creo que los pillo por cuestión de territorialidad, no por alimento...

Saludos.

Sam Bosch dijo...

Hola Femés!!
La verdad es que sí me estoy divirtiendo y a veces "desahogando" con el blog.

Por aquí los sargos a spinning no son captura muy habitual, almenos para mí. Por lo visto se tiran a todo tipo de artificiales, yo creo que los artificiales pequeños sí pretenden comerselos, los grandes estoy casi seguro que es cuestión de territorialidad (esto lo pensé después de publicar la entrada y a lo mejor hubiera estado bien hacer un poco de hincapié sobre ello).

No te puedo responder a lo último, no me he llevado a casa ningún sargo, aunque ya te digo, creo que los artificiales pequeños sí los atacan para comer, a lo mejor ni siquiera distinguen si es una gambita o un pececillo.

Un abrazo amigo.